Técnica de la cadena – Manutención

Los diferentes tipos de cadenas de manutención

Como cualquier otra cadena, la de manutención se compone de articulaciones formadas por ejes y casquillos unidos por placas. Se distinguen fundamentalmente por  el hecho de que admiten diversos medios de fijación de accesorios adaptados al modo de manutención utilizado y a la naturaleza de la carga que se desplaza. Su paso, generalmente importante, no es una característica unívoca, sino que se puede seleccionar en una amplia gama.

Cadenas de manutención según normas ISO

Cadenas básicas

Las cadenas SEDIS cumplen la norma ISO 1977. Esta gama se basa en la resistencia mínima a la tracción, en el paso, en el tipo de eje y de rodillo y en las particularidades de las placas. Todas estas características forman parte de su designación.

– La resistencia mínima a la tracción se escalona según una serie basada en los números regulares, de 20 a 900 kN.

– Los ejes de estas cadenas son por lo general macizos, pero pueden ser huecos para fijar accesorios o espaciadores que unan dos cadenas trabajando en paralelo.

– El paso se debe elegir según las condiciones de uso, el género de producto que se va a transportar, la frecuencia de los accesorios, el espacio disponible, etc. No todos los valores de paso establecidos según una serie regular son posibles: ver la tabla de pasos preferentes del capítulo 2. Se pueden usar pasos con valores intermedios o pasos en pulgadas.

Las cadenas básicas pueden ser:

► Con casquillos para baja velocidad (transportadores, alimentadores, raspadores, etc.) y, en casos concretos en los que los accesorios de la cadena son portantes, la cadena se convierte esencialmente en un órgano de tracción.

►De rodillos pequeños con elevadores, en los que la velocidad de la cadena es superior y provoca choques en el engranaje. Los rodillos de acero cementado templado o con otro tratamiento protegen los casquillos y evitan el desgaste del dentado.

► De rodillos grandes (con un diámetro superior a la altura de las placas). La cadena puede rodar con ellos sobre una superficie plana. Los rodillos grandes pueden ser lisos o con pestañas para asegurar un guiado lateral. Los lisos o con pestañas se fabrican con acero tratado.

Los diferentes tipos de cadenas de manutención 1
Los diferentes tipos de cadenas de manutención 2
Los diferentes tipos de cadenas de manutención 3

Uniones M con uno o varios orificios que forman un plano de fijación paralelo a las placas.
Uniones K con uno o varios orificios que forman un plano de fijación perpendicular a las placas, con tres valores a elegir para la distancia entre ejes de los orificios (K2 para una distancia corta, media y larga), el ancho de las uniones varía en consecuencia.

Estas uniones se pueden hacer en los eslabones interiores, exteriores, de un lado o de los dos, o según una frecuencia o una disposición a precisar en el pedido.
►Se pueden hacer uniones especiales si se piden cantidades mínimas.

Los diferentes tipos de cadenas de manutención 4
Los diferentes tipos de cadenas de manutención 5

Eslabones de unión

Hay dos tipos de eslabones de unión:

Con tuerca de bloqueo: los dos ejes están remachados sobre una placa en uno de sus extremos. En el otro extremo hay una placa de unión inmovilizada por tuercas de bloqueo.

De ejes con pasadores: la placa de unión está inmovilizada por pasadores para facilitar su desmontaje. Para ciertas aplicaciones podemos suministrar cadenas de eslabones exteriores con pasadores en un lado.

Los diferentes tipos de cadenas de manutención 6

Designación

Las cadenas de manutención ISO con eje macizo se designan con la letra M. Las cadenas de eje hueco se designan con las letras MC y las de placas asimétricas con las letras MD seguidas de las siguientes indicaciones:

►su resistencia mínima a la tracción expresada en kN

►una letra que indica el tipo de cadena:

B para las cadenas con casquillo
S para las cadenas con rodillos pequeños
P para las cadenas con rodillos grandes tratados
F para las cadenas con rodillos grandes tratados y con pestaña

►un número correspondiente a su paso (en mm)

 

Ejemplo: el modelo M 160-F-200 es una cadena de manutención normalizada de eje macizo, con una resistencia mínima a la tracción de 160 kN, rodillos grandes con pestaña y un paso de 200mm.

Las placas con orificios se tienen que definir claramente en el pedido: interiores, exteriores, número de orificios, y disposición y frecuencia de las placas en la cadena.

Cadenas de manutención según normas BS

En el diseño de estas cadenas se han tenido en cuenta los aspectos de resistencia a la tracción y dimensione especificadas en la norma británica BS 4116.
Su designación es similar a la gama de manutención ISO. Cada cadena dispone de las siguientes uniones:

Placas perforadas, placas salientes, uniones tipo K, placas Redler y ejes huecos

• Cadenas BS – norma de fábrica: las dimensiones y los pasos son métricos
• Cadenas BS – norma británica: las dimensiones y los pasos son imperiales

Cadenas de manutención de serie francesa

Las cadenas de manutención de la serie francesa se caracterizan porque, gracias a su articulación (eje / casquillo), soportan golpes y choques a veces inevitables. Hay tres series (ligeras, normales y de alta resistencia).
Las cadenas de alta resistencia (placas tratadas) se utilizan para aplicaciones difíciles (grandes esfuerzos, transporte de productos abrasivos, etc.).

Los accesorios de cadenas de manutención de la serie francesa son: uniones K, M, G y F.

Cadenas de bloques

Las cadenas de bloques presentan una elevada resistencia a la tracción en poco espacio. Se utilizan para la manutención de objetos pesados, abrasivos o cuando se prevén choques violentos (en manuares, por ejemplo).

Para aumentar la vida útil de la cadena (mayor resistencia al desgaste), los bloques pueden estar encasquillados.

Los diferentes tipos de cadenas de manutención 7

Cadenas Galle

Las cadenas Galle están compuestas por mallas (o placas) rectas o vaciadas y ejes con pestaña. La pestaña mantiene la distancia entres las placas y hace que engrane en el piñón. Las cadenas pueden ser de malla simple, doble o triple según la resistencia deseada a la tracción.

Schéma chaînes Galle

Las cadenas Galle pueden transmitir esfuerzos que varían desde varias centenas de newton a más de mil kilonewton. La velocidad no puede exceder los 20m/mn.

Las cadenas Galle se utilizan para transmisiones de baja velocidad (manuares) o para movimientos de vaivén (montacargas, compuertas de represas, etc.).

Ruedas y piñones

Las ruedas utilizadas con las cadenas de manutención son de acero mecanosoldado o de fundición.

Los dientes suelen ser brutos de fundición o de oxicorte. Por encargo también se pueden suministrar con dientes tallados, imperativo cuando se utilizan cadenas de casquillos.

Los casquillos sobresalen respecto al plano de los dientes salvo especificación particular que precise un casquillo simétrico. Las ruedas pueden suministrarse taladradas y ranuradas. Si se trata de una chaveta en pendiente sobre casquillo sobresaliente, la entrada de la chaveta se pone del lado del dentado, salvo especificación contraria.

Número de dientes y dimensiones:

Las tablas de dimensiones precisan los números de dientes más habituales. Sin embargo, por encargo podemos hacer ruedas con más o menos dientes. En la tablas aparecen además las principales dimensiones de las ruedas para los pasos más corrientes:

Los diferentes tipos de cadenas de manutención 8

Diámetro original Dp y diámetro exterior De
Diámetro de casquillo Dm y su ancho L
Cota a : posición en el plano del dentado de ruedas con casquillo saliente
Ancho del dentado normal y para rodillos grandes con pestaña
Diámetro mínimo d y máximo D de taladro
Peso aproximado

id, risus nec accumsan elit. Nullam libero adipiscing velit,